FANDOM


La Antártida (del griego ανταρκτικως «antarktikos», "opuesto a ártico"), también denominada Continente Antártico o El Antártico, es un continente que circunda el Polo Sur. La definición más común comprende como Antártida los territorios al sur del paralelo 60º S, que coincide con la zona bajo el Tratado Antártico. Aunque atendiendo más a la geografía física el límite estaría en la Convergencia Antártica, incluyendo por ejemplo a las islas Georgias del Sur y Sandwich del Sur (cerca del continente americano).

Archivo:LocationAntarctica.png

Tiene una forma casi circular de 4.500 km de diámetro y presenta dos pronunciadas entrantes que forman una angosta península en forma de "S", proyectada sobre el extremo austral de Sudamérica.

Es el continente más elevado del mundo, con una altura promedio de 2.000 m sobre el nivel medio del mar. Alberga alrededor del 80% del agua dulce del planeta.

El monte Erebus es un volcán activo de la Antártida situado en la costa oriental de isla de Ross. Su elevación es de 3.794 m. La mayor altura del continente es el Macizo Vinson, con 4.892 m de altitud.

La mayor parte de la Antártida o Antártica se encuentra cubierta por un gigantesco inlandsis; el espesor promedio del hielo que cubre el continente es de 2.500 m, siendo el máximo espesor registrado de 4.776 m, en la Tierra Adelia (Plantilla:Coor dm), lo que equivale a casi 5 km de hielo sobre algunos lugares de la estructura rocosa de la Antártida.

EtimologíaEditar

Archivo:Austral-Ice.jpg

Ártico proviene del vocablo griego αρκτικως «arktikos», "de la osa", en referencia a la constelación boreal llamada Osa Menor, en la que se encuentra la Estrella Polar que señala al Polo Norte, mientras que ανταρκτικως «antarktikos» significa "opuesto a la osa", es decir, se alude al Polo Sur que se encuentra ubicado en este continente.

GeografíaEditar

Archivo:Antarctica satellite globe.jpg

Antártida es el tercer continente más grande, después de Eurafrasia y América, con alrededor de 14 millones de km². Su forma es aproximadamente circular y se ubica casi completamente al sur del círculo polar antártico.

Se divide convencionalmente en Antártida Occidental o Menor, más pequeña, al este del Mar de Ross y al oeste del Mar de Weddell, los dos mares más importantes y que más penetran hacia el Polo Sur, y Antártida Oriental o Mayor, el resto del continente.

Destaca la Península Antártica, en la parte Occidental, al sur del continente americano.

Es también el continente con el promedio de humedad más bajo de la Tierra, así como el de temperatura promedio más baja. Plantilla:Commons

Ver también Puntos extremos de la Antártida

Formación geológicaEditar

La Antártida es una masa continental que ocupa el polo sur geográfico de nuestro planeta y hasta hace 160 millones de años estuvo unida a la India, África, Australia y Sudamérica, formando el supercontinente llamado Gondwana.

Al fragmentarse Gondwana los continentes se fueron desplazando ubicándose en su posición actual hasta formarse lo que hoy es la Antártida.

El continente pulsanteEditar

Durante el verano el continente antártico tiene una superficie de 14 millones de km². Durante el invierno el mar adyacente se congela y su superficie aumenta hasta los 30 millones de km². Esta característica, que se repite año a año con el cambio de las estaciones, le ha valido a la Antártida el nombre de "Continente Pulsante".

ClimaEditar

Archivo:Antarctic surface temperature.png

Sobre casi toda la superficie del continente impera el clima polar, donde la temperatura promedio del mes más cálido no supera los 0° C. El clima llamado de Tundra, donde el promedio del mes más cálido supera los 0° C, se presenta sólo en las zonas costeras más septentrionales, como en la Península Antártica, islas adyacentes e islas subantárticas.
La temperatura media de esta región es de -17° Celsius, y la más baja se registró en la estación antártica rusa de Vostok, el 21 de julio de 1983, cuando el termómetro marcó -89,2 °C, la menor temperatura registrada en la superficie de la Tierra.

Estas bajas temperaturas se deben no sólo a su ubicación en la zona polar, sino a su gran altura media y la poca radiación solar que recibe. Además, entre el 80 y el 90% de la radiación que recibe es reflejada por el hielo, evitando el calentamiento de la superficie polar.

Archivo:Renier.jpg

Un fenómeno térmico característico de la Antártida es el llamado Kernlose winter.

En la Antártida también se han registrado los vientos más intensos de la superficie terrestre: 327 km/h, en julio de 1972, en la estación científica francesa Dumont d'Urville.

La Antártida es, en la mayor parte de su extensión, en cuanto a su humedad atmosférica -paradojalmente- el lugar más seco de la Tierra (excepto las zonas costeras e insulares de la Antártida) ya que al estar casi siempre bajo 0°Celsius las temperaturas, el agua se encuentra cristalizada.

Días y nochesEditar

En pleno verano (enero), los días en la Antártida tienen luz casi las 24 h del día, mientras que en invierno, los días permanecen en una prolongada penumbra. Al sur del círculo polar antártico hay al menos un día en que no se pone completamente el sol (solsticio de verano) y al menos una noche en que no sale completamente el sol (solsticio de invierno). En el polo sur geográfico el día dura 6 meses y la noche los otros 6 meses.

Esto se debe a que el eje de rotación de la tierra está inclinado con respecto al plano de la órbita de la Tierra alrededor del Sol.

Vida en la AntártidaEditar

FloraEditar

Debido a las condiciones extremas del clima, en la Antártida existe poca vegetación, y la que hay es de formas muy simples como algas, musgos y líquenes.

FaunaEditar

La fauna es muy escasa en el continente propiamente pero abunda en el océano que lo rodea. Tan sólo el pingüino emperador ha logrado adaptarse a las extremas condiciones de temperatura y viento en el continente.

En la península Antártica y también en las islas subantárticas encontramos las escúas, aves rapaces, predadores de pingüinos.

En realidad, hay 2 especies de escúas, el escúa grande o marrón, predador de pingúinos, y el escúa antártico que prefiere peces.

Las demás especies como focas, aves y otros tipos de pingüinos, sólo ocupan la zona costera que se descubre de hielo en el verano, a veces en forma de grandes colonias, de varios miles de ejemplares, pero cuando empieza el invierno migran con el casquete de hielo que se forma al congelarse el mar adyacente al continente.

El krillEditar

Archivo:Krill.jpg

Entre las especies que viven en el Océano Antártico, destaca el krill, un pequeño crustáceo de 3 cm de largo que es la base de la cadena ecológica antártica y la fuente alimenticia de casi todas las demás especies (focas, ballenas, aves, pingüinos, etcétera).

La abundancia de krill y su posible explotación como fuente alimenticia para la humanidad ha sido un tema de frecuente controversia en la comunidad científica. Ciertos resultados indicarían que la abundancia de este crustáceo es tal que podría explotarse sin poner en peligro la fauna antártica, pero otros especialistas opinan lo contrario.

Uno de los programas de investigación que se realizan es la evaluación de la abundancia del krill y su fauna asociada en los alrededores de las Islas Shetland del Sur, en el marco de un Programa Internacional para evaluar la abundancia del krill en el Océano Antártico.

PoblaciónEditar

Archivo:Ohridski-Livingston.jpg

Es un continente deshabitado, excepto por equipos de científicos y militares de distintos países que reivindican sectores de las tierras antárticas, alegando derechos de cercanía geográfica, de descubrimiento o de ocupación continuada.

El primer niño que nació al sur de la Convergencia Antártica) era una muchacha noruega nacida en el territorio británico, Solveig Gunbjörg Jacobsen. Ella era una hija de Fridthjof Jacobsen, el director auxiliar de la estación ballenera de Grytviken, y de Klara Olette Jacobsen. Solveig fue llevada el 8 de octubre de 1913 y anotada por el magistrado británico residente de Georgias del Sur.

El primer ser humano nacido en el continente antártico fue el argentino Emilio Marcos Palma en la base argentina Base Esperanza, el 7 de enero de 1978.

Hoy existen en el continente cerca de 100 estaciones científicas de alrededor de 20 países, donde permanecen aproximadamente 1.000 personas durante el invierno, efectuando labores de investigación científica. En el verano, la población humana se multiplica y llega probablemente hasta 10.000 personas, que efectúan labores científicas y de mantenimiento en las estaciones mencionadas.

Un fenómeno reciente en la Antártida en el aspecto humano, es el gran flujo de turistas que visitan este continente a bordo de buques de pasajeros, que se incrementa año tras año.

Bases AntárticasEditar

Archivo:Antarctica.jpg

La mayoría de los países miembros del Tratado Antártico mantienen estaciones de investigación científica en la Antártida. Algunas de ellas operan durante todo el año, mientras otras son de carácter temporario y operan sólo en verano. Existe una notable concentración de las bases en la mitad norte de la zona de la Península Antártica. La más antigua en operación continua es la estación argentina Orcadas (desde el 22 de febrero de 1904. La Base McMurdo de Estados Unidos (ubicada al sur de Nueva Zelandia), que disponía hasta hace unos años de una microcentral atómica, es la mayor de todas. La estación estadounidense Amundsen-Scott está situada casi en el Polo Sur geográfico (89°59'51"S - 139°16'22"E), mientras que la rusa Vostok (78°28'00"S - 106°48'00"E) y la franco-italiana Concordia (75°06'06"S, 123°23'43"E) son las más cercanas al polo geomagnético sur.

Durante el invierno austral de 2004, 39 bases de 19 naciones operaron en la Antártida. Estas bases pertenecen a:

  • Plantilla:GER: Georg von Neumayer (70° 38′ 00″ S 08° 15′ 48″ O)
  • Es el exponente principal de la provincia fitogeográfica del espinal en Argentina, de la que poco queda. Una muestra relativamente bien conservada, con ejemplares de hasta 300 años , se encuentar en Bell Ville,Provincia de Córdoba,Argentina, en el Parque -Reserva Tau,ubicado a la vera del rio Tlamomochita
Parque tau
: (ver Bases antárticas de Argentina)

Estaciones científicas de otros países operan solamente en verano austral, como las bases españolas.

HistoriaEditar

El descubrimiento del continente podría corresponder al explorador español Gabriel de Castilla, en 1603, quien habría llegado a los 64°S y avistado tierra en esas latitudes (que podría ser alguna de las islas Shetland del Sur), de acuerdo con el testimonio de 1607 de un marinero holandés que navegara con él, y una publicación también holandesa de 1622. Ya en el siglo XVIII era frecuente que 'foqueros' (cazadores de focas) españoles y latinoamericanos se allegasen a las Antartillas y a las costas de la península Antártica. Sin embargo, la divulgación de la existencia concreta de este continente recién se efectuó a principios del siglo XIX, por parte de cazadores de focas y ballenas, que sólo permanecían el tiempo necesario para sus actividades de recolección y luego salían antes del inicio del invierno polar.

Según algunos historiadores, el holandés Dirck Gerritsz fue posiblemente el primer quién vio tierra antártica, al navegar al sur del Pasaje Drake en el área de las Islas Shetland del Sur en 1599. Mejor documentado es el descubrimiento de las Islas Georgias del Sur para el comerciante de Londres Antony de la Roché. Su nave se desvió de su curso en una tormenta, y tomó el refugio en una de las bahías de la isla en abril de 1675.

En 1772 el inglés James Cook circunnavegó la Antártida por mares subantárticos y antárticos, pero sin divisar tierras más allá del paralelo 60º Sur.

El Capitán William Smith en el bergantín mercantil inglés "Williams", mientras navegaba a Valparaíso, desviado de su ruta en el sur del Cabo de Hornos, el 19 de febrero de 1819 avistó la extremidad nordestal de la Isla Livingston, punta Williams.

En septiembre de 1819 el navío de línea español "San Telmo", de 74 cañones y 644 hombres de tripulación, desapareció en las tormentosas aguas al sur del Cabo de Hornos, tras separarse de dos fragatas, con las que formaba una división con destino al Callao. Se cree, por los restos encontrados en la actualidad, y los testimonios de los balleneros ingleses y norteamericanos que pisaron aquellas tierras antárticas entre 1820 y 1821, que el "San Telmo" pudo llegar a esas inhóspitas tierras, e incluso pudo haber sobrevivido, durante un cierto tiempo, parte de su tripulación.

Archivo:Williams-Point.jpg

El Capitán Smith volvió al archipiélago Shetland del Sur en octubre de 1819, descubrió la isla Desolación cerca del punta Williams, después desembarcada en la Isla Rey Jorge el 16 de octubre de 1819 y tomó la posesión para Gran Bretaña, y también descubierta la Isla Smith. Smith visitó las Islas Shetland del Sur para la tercera vez adentro diciembre de 1819 y enero de 1820. Su nave fue puesta en servicio para el Capitán William Shirreff, jefe naval británico en el Océano Pacífico, con base en Chile, y acompañado por el teniente Edward Bransfield que fue enviado por la marina de guerra británica para examinar y cartear las tierras nuevas.

El 28 de enero de 1820 la expedición rusa comandada por Fabian Gottlieb von Bellingshausen y Mijail Petrovich Lazarev, que circunnavegó el continente y realizó un reconocimiento del litoral, alcanza un punto a 20 millas náuticas del territorio continental. Casi simultáneamente, el 30 de enero, el foquero estadounidense Nathaniel Palmer avista tierra; y el irlandés Edward Bransfield, navegante de la armada británica, desembarca en el extremo norte de la Península Antártica. En 1823 James Weddell (británico) descubre las Islas Orcadas del Sur y el mar que llamó Rey Jorge IV (hoy Mar de Weddell).

Debido al Calentamiento Global, la Antártica pierde unos 152 km3 de hielo/año, lo que supone un aumento del nivel del mar de unos 0,4 milímetros. Posiblemente, los datos de meteorología y de climatología de Antártida [1], no den los promedios de temperaturas necesarios para fundir hielo continental (el único que puede hacer ascender el nivel del mar).

El grosor del hielo en la región disminuyó en 40% en solo 50 años y a septiembre de 2005 el área congelada era de 5,3 millones de km² de un total de 14 millones km²

Los primeros "nativos antárticos" Editar

Archivo:Hannah-Point.jpg

En 1977 la entonces dictadura militar argentina decidió, como acto de afirmación de las pretensiones de ese país sobre la región, establecer algunas familias civiles en la Base Esperanza. En el conjunto habitacional así creado, denominado "Sargento Cabral", ha estado habitado por una población de entre ocho y diez familias desde entonces. Allí se produjo el primer nacimiento de un ser humano en la Antártida: Emilio Marcos Palma, el 7 de enero de 1978. Desde ese año y hasta 2002 se produjeron, en la Base Esperanza, ocho nacimientos. Para atender la población en edad escolar, la base Esperanza cuenta con una escuela, atendida por un matrimonio de maestros. La escuela fue establecida en 1978, y transferida en 1997 al Ministerio de Educación de la Provincia de Tierra del Fuego; se denomina actualmente "Escuela No. 38 «Presidente Julio A. Roca»".

El 9 de abril de 1984, la entonces dictadura militar chilena creó la villa "Las Estrellas", sobre la Isla Rey Jorge, en las Shetland del Sur. Se encuentra a un costado del Centro Meteorológico Presidente Frei y a tres kilómetros de la Base Teniente Marsh. Al conjunto anterior actualmente se denomina Base Presidente Eduardo Frei Montalva y adyacente a él está también la Base Escudero.

Inicialmente con sólo seis familias, en unos meses ya había doblado a 12 familias. También en este caso se registraron nacimientos de niños en el territorio antártico, que hasta 1985 sumaban tres: Juan Pablo Camacho Martínez (21 de noviembre de 1984), Gisella Ester Cortés Rojas (2 de diciembre de 1984), e Ignacio Alfonso Miranda Lagunas (23 de enero de 1985)

Tratado AntárticoEditar

Fue firmado el 1 de diciembre de 1959 en Washington y entró en vigencia el 23 de junio de 1961. Establece el marco legal para la gestión de la Antártida, y su ejecución se administra a través de reuniones consultivas (bianuales hasta 1991, anuales desde entonces). El Tratado dispone que:

Archivo:C-141 Starlifter contrail.jpg
  • El área antártica sólo debe usarse con fines pacíficos. Se prohíben las actividades militares, tales como las pruebas de armamento, pero se permite el uso de personal y equipo militar en apoyo de actividades científicas u otros propósitos pacíficos;
  • Continuará la libertad de investigación científica, y la cooperación entre las partes con ese propósito;
  • Se intercambiará libremente información y personal en cooperación con las Naciones Unidas y otros organismos internacionales;
  • No se disputan ni se afirman reclamos territoriales vigentes a la firma del Tratado, ni se admiten nuevos reclamos mientras el Tratado esté en vigencia;
  • Se prohíben las explosiones nucleares y el depósito de residuos radiactivos;
  • Se incluyen bajo la jurisdicción del tratado todas las tierras y las barreras de hielo al sur de los 60°00' de latitud sur;
  • Los observadores de los estados miembros tendrán libre acceso a cualquier área, incluyendo el derecho de observación aérea, y podrán inspeccionar todas las estaciones, instalaciones y equipo;
  • Se deberá notificar por anticipado toda actividad, así como la introducción de personal militar;
  • Los observadores, científicos de intercambio y personal de apoyo de estos quedan bajo la jurisdicción del estado del cual son ciudadanos;
  • Se realizarán reuniones consultivas frecuentes entre los estados miembros;
  • Los estados miembro desalentarán las actividades de cualquier país en la Antártida que sean contrarias a los objetivos del Tratado;
  • Las disputas serán resueltas amistosamente por las partes involucradas y, en última instancia, por la Corte Internacional de Justicia.
Archivo:Atanasoff.jpg

Existen además unas 170 recomendaciones adoptadas en las reuniones consultivas y ratificadas por los estados miembros, incluyendo las Medidas Acordadas para la Conservación de la Fauna y la Flora Antárticas (1964), la Convención para la Conservación de las Focas Antárticas (1972), la Convención sobre la Conservación de los Recursos Marinos Vivos Antárticos (1980), un acuerdo sobre recursos minerales que fue firmado en 1988 y luego rechazado, y el Protocolo sobre Protección Ambiental, firmado el 4 de octubre de 1991 y en vigencia desde el 14 de enero de 1998. Este Protocolo procura proteger el medio ambiente antártico mediante cinco anexos específicos sobre contaminación marina, fauna y flora, evaluaciones de impacto ambiental, gestión de residuos, y áreas protegidas; también prohíbe todas las actividades relacionadas con recursos minerales excepto la investigación científica.

El Tratado Antártico considera dos clases de miembros: los consultivos o plenos (con voz, voto y veto en la toma de todas las decisiones vinculadas al espacio austral) y los miembros no consultivos, o adherentes, que cuentan sólo con derecho a voz.

Son miembros consultivos Alemania, Argentina, Australia, Bélgica, Brasil, Bulgaria, Chile, China, Corea del Sur, Ecuador, España, Estados Unidos, Finlandia, Francia, India, Italia, Japón, Nueva Zelandia, Noruega, Países Bajos, Perú, Reino Unido, Rusia, Sudáfrica, Suecia, Ucrania y Uruguay.

Son miembros no consultivos Austria, Canadá, República Checa, Colombia, República Popular Democrática de Corea, Dinamarca, Eslovaquia, Estonia, Grecia, Guatemala, Hungría, Papúa Nueva Guinea, Rumania, Suiza, Turquía y Venezuela.

La Secretaría del Tratado Antártico tiene sede en Buenos Aires, Argentina. El secretario actual (mayo 2005) es el holandés Jan Huber.

Reclamos territorialesEditar

Siete de los estados miembros consultivos del Tratado Antártico mantienen reclamos sobre importantes sectores del territorio antártico, aún cuando en virtud del Art. 4° del tratado existe un "congelamiento" permanente de pretensiones de soberanía.

Los reclamos territoriales, en general, no son reconocidas por otros países ni por las Naciones Unidas. Estados Unidos y Rusia rechazan cualquier reclamo territorial, pero se han reservado el derecho a hacerlas en caso de que otros estados intenten hacer efectivas las suyas.

Los países que han realizado reclamos de soberanía son:

  • Es el exponente principal de la provincia fitogeográfica del espinal en Argentina, de la que poco queda. Una muestra relativamente bien conservada, con ejemplares de hasta 300 años , se encuentar en Bell Ville,Provincia de Córdoba,Argentina, en el Parque -Reserva Tau,ubicado a la vera del rio Tlamomochita
Parque tau
(Antártida Argentina), uno de los 4 departamentos de la provincia de Tierra del Fuego, Antártida e islas del Atlántico Sur, entre los 25°W y los 74°W, reclamo oficializado en 1943. Superpuesto parcialmente con el reclamo chileno y totalmente con el británico;

Véase también Editar

Plantilla:Commons

Enlaces externosEditar

¡Interferencia de bloqueo de anuncios detectada!


Wikia es un sitio libre de uso que hace dinero de la publicidad. Contamos con una experiencia modificada para los visitantes que utilizan el bloqueo de anuncios

Wikia no es accesible si se han hecho aún más modificaciones. Si se quita el bloqueador de anuncios personalizado, la página cargará como se esperaba.

También en FANDOM

Wiki al azar